Deportes
CICLISMO

"No quería doparme"

Cristian Moreni, que dio positivo en el pasado Tour de Francia, asegura que no tomó sustancias prohibidas

El ciclista italiano Cristian Moreni, que dio positivo por testosterona en el pasado Tour de Francia, afirma que "no quería" doparse ni "hacer trampas" y que no era consciente de que la pomada "a base de plantas" comprada por internet podía causarle problemas en el control. "Para mí era como tomar aminoácidos o proteínas. Conozco a muchos corredores que los toman. Cometí un error irrisorio. Lo pago muy caro", ha dicho Moreni en una entrevista publicada hoy por el dominical "Journal du Dimanche".

La entrevista tuvo lugar en Italia el pasado viernes, al día siguiente del interrogatorio de Moreni por la fiscalía antidopaje del Comité Olímpico Nacional Italiano (CONI). El ciclista, que se enfrenta a dos años de suspensión, ha dado positivo por testosterona exógena el pasado 19 de julio, en la undécima etapa del Tour. Su equipo, Cofidis, se retiró de la prueba.

En la pomada para estimular "naturalmente" la producción de testosterona se indicaba que era un producto "completamente natural", ha explicado el corredor. "No quería doparme (...) no tenía la intención de hacer trampas", ha asegurado Moreni, para quien "lo ilegal" es acudir a un médico ajeno al equipo y tomar un producto prohibido. "No es como si hubiera comprado parches de testosterona para pegármelos por la noche en mi cuarto", ha insistido el ciclista, al recalcar que "nunca" ha utilizado productos prohibidos. "Es la razón por la cual no he ganado 50 carreras sino siete en diez años de carrera. Siempre he trabajado dentro de las reglas", ha asegurado.

Preguntado sobre la suspensión de dos años pedida contra él por la fiscalía, el corredor ha dicho que "es difícil de aceptar. Es lo que también ha pedido para corredores con transfusiones de sangre (...) La sanción debe ser proporcional a la falta". El ciclista ha indicado que los gendarmes en el Tour también le habían confiscado pastillas de "tribulus terrestris" (planta que permite mejorar la actuación deportiva y la libido) compradas en una tienda de productos naturales y una caja de "Andro Max" (complemento alimentario).

También le confiscaron "Gentalline", a base de corticoides, para tratar un sarpullido y recetada por un médico italiano, pero que no había abierto porque había consultado al médico del equipo, que le dio otra pomada. Preguntado sobre porqué no le consultó también sobre la pomada comprada en internet, Moreni ha explicado que no se le ocurrió hacerlo, y que tampoco le dice al médico que toma vitamina C o una proteína por la mañana en lugar de por la noche, como recomienda. "Son productos naturales, no productos dopantes. Tomo proteínas, sales minerales, aminoácidos para mejorar mi actuación en la legalidad", ha recalcado el ciclista, que pronto cumplirá 35 años.

Moreni ha insistido en que los toma porque "pasan los años" y "es más difícil" recuperarse del esfuerzo cada día, "es normal tomar algo para remediarlo". El ciclista ha explicado que "muchos" de sus compañeros de Cofidis le han enviado mensajes o telefoneado para darle ánimos. Preguntado sobre si piensa entregar un año de salario a la Unión Ciclista Internacional (UCI) como prevé la Carta que ha firmado (como otros competidores del Tour), ha reconocido que lo estudiará con su abogado, pero no tiene ganas de hacerlo. "No es una cuestión de dinero. Me parece indigno el procedimiento. Sin pedirnos nuestra opinión se decidió quitarnos un año de salario en caso de control positivo. Como siempre, nos ponen ante los hechos consumados", ha denunciado Moreni.

Sobreobre su futuro, ha reafirmado que cometió "un error", "no se puede borrar ni dar marcha atrás". "Es duro pensar que mi carrera está acabada, pero debo afrontarlo. Mi vida no ha acabado", ha sentenciado Moreni, convencido de que todavía puede "aportar mucho", al recordar que es presidente de honor de un equipo de jóvenes creado por su padre.

Otras noticias

Cristian Moreni con su mujer / REUTERS

Últimas noticias

Ver todo el día

Rusos de altos vuelos

Como en la vida, en el ajedrez conviene mucho mirar más allá de lo aparente Esta partida es un ejemplo muy persuasivo

Del amor al odio en su tierra

Roberto Gómez Bolaños es venerado en América Latina, pero su legado deja detractores y defensores por igual en México

La caída del precio del petróleo fuerza a Maduro a recortar el gasto

El presidente de Venezuela y sus ministros se rebajan el sueldo

Dilma Rousseff: ¿Sabia o traidora?

La presidenta ha sorprendido a propios y extraños con su decisión de colocar a un discípulo de la Escuela de Chicago al frente de la economía brasileña

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana