Deportes

Jose Manuel Pinto, portero del FC Barcelona, antes de la entrevista. / Vicens Gimenez

Llega a la entrevista con una camiseta en la que se lee #veaportussueños, el lema de la campaña solidaria que ha creado. Esta noche en Mestalla jugara su cuarta final de Copa del Rey con el Barcelona, la quinta si se atiende a la que jugó con el Celta. José Manuel Pinto (Cádiz, 38 años) es un tipo singular al que llaman wahin.

Pregunta: ¿Qué es “Ve a por tus sueños”?

Respuesta: Es una filosofía de vida que siempre he llevado y que me ayuda a conseguir mis metas. Una filosofía que he convertido en un proyecto benéfico. Entre otras cosas, trataré de dar oportunidades a chavales con talento para la música.

La gente no conoce a Messi. Se preocupa mucho por los demás. Es tranquilo y positivo”

P. ¿Cómo llega a esa filosofía de vida?

R. Por inquietud, por querer aprender y cuestionarme las cosas que pasan en la vida. En mi etapa en Vigo hice un curso de meditación, yo creo mucho en la energía y a raíz de eso me di cuenta de muchas cosas. Cuando llegué a Barcelona, en el primer viaje, hablando con Puyol, me di también cuenta de que las coincidencias no existen. Vi que estaba leyendo un libro y empecé a darme cuenta de que no hay casualidades, de que las cosas pasan porque deben ocurrir. Él estaba leyendo un libro de Michael Jordan y me lo dejó. Lo que leí fue justo lo que yo pensaba, lo que yo hacía sin saberlo. Ahí cogí constancia.

P. ¿Cree en Dios?

R. Creo en la energía.

P. ¿Medita?

R. Sí, cada mañana. Me levanto a las seis, y medito. También hice yoga, ahora ya no, pero sí sigo haciendo ejercicios de respiración para relajarme y me ayuda mucho. El fútbol es como la vida, así que la meditación me sirve también para el fútbol, que es parte de mi vida cotidiana.

José Manuel Pinto y el Tata Martino el pasado mes de marzo durante un entrenamiento. / EFE

P. De pequeño, ¿con qué soñaba?

R. Con cumplir los sueños y no rendirme nunca. Quería ser portero y productor, con eso soñaba. Ya me gustaba tocar y componer mis propias canciones, por eso aprendí a tocar el piano, la guitarra, estudié armonía, hice cursos de técnico de estudio, un máster de producción… Tengo muchos titulitos.

P. ¿Y oído?

R. El oído se cultiva. Se tiene, en mayor o menor medida, y se cultiva, hay margen de mejora. Es como un jugador, que tendrá cualidades, pero debe trabajarlas. Y el oído también se entrena

P. ¿Es mejor productor, mejor portero o mejor persona?

R. Eso no te lo puedo decir yo, simplemente intento ser justo en la vida. Conmigo y con los demás.

P. ¿Nunca soñó con ser portero del Barcelona?

R. No, yo soñaba con ser portero y con disfrutar en el mejor equipo que hubiera. Y al final, he acabado en el mejor Barça de la historia, en uno de los mejores equipos del mundo. O sea, que lo conseguí.

P. Y a los 38 años, ¿con qué se sueña?

R. Con seguir cumpliendo metas y crecer como persona cada día. Ahora mismo, canalizo mis energías en la final de Copa.

P. Va a ser su cuarta final con el Barcelona. ¿En qué es diferente de las anteriores?

R. En poco, porque me la planteo como si fuera la primera.

P. ¿Y los centrales?

R. Lo bueno es que este equipo es completo y competitivo. Piqué es una baza superimportante, la pena es lo de Marc [Bartra] y tenemos a Puyol y a Mascherano. Al final saldremos con 11.

P. Usted imagina un partido con mucho trabajo.

R. No pienso en que me lleguen más o menos, pienso en hacerlo bien cuando me toque.

La coleta me ayuda a concentrarme. Es como los indios antes de ir a luchar”

P. ¿Y cree que lo está haciendo bien, cree que la afición está tranquila?

R. No echo cuentas de lo que piensen los demás. Nadie sabe mejor que uno mismo si podía haber hecho más o menos. Al final, lo de las opiniones es como lo de los culos, cada persona tiene uno, ¿no?

P. ¿El portero se siente muy solo en el campo?

R. Bueno, es como la vida. Al final siempre te sientes un poco solo. Vamos a contracorriente, todos juegan con los pies, nosotros con las manos; todos quieren hacer goles, nosotros no queremos que haya goles... Estar en la portería es un ejemplo más de la vida. Al final todos nos sentimos un poco solos aunque estemos rodeados de gente. En la vida muchas veces tienes la sensación de que todo te va en contra y en la portería ves a un equipo que te quiere atacar y meter un gol sí o sí. Y te sientes solo, pero no lo estas. La vida es tener algo por lo que luchar y disfrutar en el camino y yo trato de hacerlo siempre y en cada momento.

P. ¿Qué energía siente antes de esta final?

R. Este vestuario tiene una energía enorme, siempre la ha tenido. La energía era distinta cuando llegué, en la última etapa de Rijkaard. Al año siguiente se renovaron las energías y ahí es cuando supe que este vestuario es especial. Este equipo tiene una energía superpositiva.

El equipo es completo y competitivo. Piqué es una baza superimportante”

P. ¿Qué ha aprendido como portero en el Barcelona?

R. A jugar con los pies. Es un concepto diferente de lo que es el portero. He aprendido a eso, a incluir mucho los pies sin olvidarme de las manos. En el Barça te llegan poco, una o dos veces por partido, y también eso es un ejercicio mental. Jugadas de uno contra uno tienes en todos los equipos, pero en el Barcelona te llegan seguro.

P. ¿La coleta forma parte de su ritual previo al partido?

R. Sí, es una manera de concentrarme en el partido, de meterme en la batalla. Yo lo hacía inconscientemente pero al final descubrí que es la manera de prepararme para la guerra. Es como los indios, que se pintaban la cara antes de ir a luchar, a mí me sirve para meterme en el partido.
P. ¿Qué final espera?

R. Pues la propia de un partido contra el Madrid. Será difícil, porque son un muy buen equipo. Los dos tenemos bajas, pero los dos saldremos a competir, cada uno con su estilo. Yo creo que es un partido para disfrutar.

P. De las cuatro finales que ha jugado con el Barcelona, ¿con qué momento se queda?

R. Con lo mucho que he disfrutado. No hay una imagen. Sí tengo muy presente los momentos compartidos con la familia después de los partidos y con el equipo, de alegría o de tristeza. Una final es un partido para disfrutar, es único. Quiero ganar, esa es la imagen de disfrutar de un momento único.

R. ¿Cree que ha cambiado el Madrid, juega diferente al de la final de 2011?

R. Mantiene la esencia, quitando algún detalle. Creo que es la misma filosofía de juego. Igual que nosotros, tienen muy definido el estilo desde hace años.

Me levanto cada mañana a las seis y medito, me sirve para el fútbol”

P. ¿Recuerda con desagrado aquella final?

R. ¿Por qué? ¿Porque perdimos? Siempre quieres ganar, pero…

P. No, lo decía por la pierna fuerte del rival…

R. Ah, no, veníamos acostumbrados a ese tipo de partidos, tampoco fue algo que nos sorprendiera. Ya sabíamos lo que había porque aquellos partidos siempre eran tensos.

P. ¿Mourinho le dejó mal karma?

R. No creo. Él hace lo que cree que tiene que hacer por el bien de su equipo, que acierte o no es diferente.

P. Como portero, ¿cuál es la parada soñada?

R. La respuesta a un remate picado, abajo. La típica de Gordon Banks con Pelé, ¿sabes? Esa es una buena parada. 

P. ¿Dejará el club a final de temporada?

R. He hablado con Zubizarreta. Las cosas que han de suceder suceden, pero no es el momento de hablar de eso ni me toca hacerlo a mí.

P. ¿Le molesta que digan que ha estado tantos años en el Barcelona por ser amigo de Messi?

R. Volvemos a lo de antes, no me preocupa. Es un orgullo que Leo haya depositado su amistad en mí. La gente no le conoce como persona, le conoce como futbolista, pero se pierde a la persona. Es un tipo tan preocupado por los demás que no te lo creerías. Y es muy tranquilo, muy positivo. Vale la pena conocerle más allá del fútbol.

Y ADEMÁS...

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana