Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ferrer: “Ha sido buena jugadora, podrá hacerlo bien”

Gala León arranca estos días un tour de viajes y llamadas para ponerse en contacto con los mejores tenistas de España

Ampliar foto
Gala León hoy, en Sevilla, junto a una imagen de Nadal y Ferrer. REUTERS

Gala León, la primera mujer al frente de la selección de la Copa Davis, arranca estos días un tour de viajes y llamadas para ponerse en contacto con los mejores tenistas de España, a los que en su mayoría no conoce personalmente. Ese es el caso de David Ferrer, el jugador español con más finales disputadas en la Copa Davis (cuatro), además del competidor de La Armada con más victorias individuales en la competición en el siglo XXI (23), que analiza desde Asia el nombramiento. "Ha sido una decisión de la Federación española de tenis, así que lo único que puedo decir es que la respeto y prefiero estar al margen de toda la polémica", argumentó el número cinco del mundo desde el torneo de Shenzhen (China). "No he hablado con ella personalmente antes de su nombramiento ni después, al igual que tampoco he tenido contacto con la federación. Ha sido una buena jugadora profesional, así que imagino que podrá hacerlo bien".

La primera toma de contacto de León con el grueso de los tenistas españoles será en el torneo de Valencia (desde el 20 de octubre), donde estarán las mejores raquetas nacionales con la excepción de Rafael Nadal, que esa semana disputa el torneo de Basilea. Si la madrileña sigue el programa de sus predecesores en el cargo, viajará también a la cita de París-Bercy (desde el 27 de octubre), último Masters 1.000 de la temporada, y a la Copa de Maestros (desde el 9 de noviembre), que reúne en Londres a los ocho mejores tenistas del curso (Nadal ya está clasificado; Ferrer lucha por ello, como la pareja de dobles que forman Marcel Granollers y Marc López).

La primera toma de contacto de León con el grueso de los tenistas será en el torneo de Valencia , donde estarán las mejores raquetas nacionales

En esos torneos, la que fuera número 29 mundial empezará a tender los puentes que salven las distancias abiertas por su nombramiento. "Las obligaciones del capitán de la Copa Davis", explicaron fuentes conocedoras del funcionamiento del equipo; "no son muchas, pero sí engorrosas. Hay que viajar a varios torneos, y a todos los grandes, a Australia, a Francia, a Inglaterra y a Estados Unidos. Hay que tragarse todos los partidos de españoles en esos torneos, de individuales y de dobles. Y después, aunque no te apetezca, cada noche te tienes que ir a cenar con un tenista y su entrenador para conocer sus inquietudes", cuentan esas fuentes sobre la labor de captación y convencimiento que corresponde al seleccionador en un deporte fieramente individual. "Hay que estar dispuesto a eso, ser capitán es algo más que animar y aconsejar durante el partido".

Eso es lo que tiene que hacer León de aquí a julio, para cuando está programada la eliminatoria que enfrentará a domicilio a España contra el ganador del Rusia-Dinamarca, primer escalón en la lucha por volver al Grupo Mundial tras el descenso en Brasil.

Estrechar lazos. Crear complicidades con los miembros del equipo español, un grupo que ha llevado a La Roja a cinco títulos y dos finales en el siglo XXI; en el que algo se ha roto, como demuestran las ausencias en el cruce contra el descenso de Sao Paulo; y en el que nadie tiene pelos en la lengua: algunos tenistas recuerdan estos días en conversaciones privadas cómo se movilizaron hasta lograr la dimisión de Pedro Muñoz, el presidente hasta 2009, por no cumplir sus compromisos con los jugadores.

Más información