Selecciona Edición
Iniciar sesión

El TAD confirma la eliminación del Real Madrid de la Copa del Rey

El club, que alineó al sancionado Cheryshev ante el Cádiz, recurrirá la decisión de la justicia deportiva ante los tribunales ordinarios

Cheryshev, en el Carranza, en el momento del cambio. D. Doyle (Getty) | REUTERS-LIVE!

El Tribunal Administrativo del Deporte (TAD) ratificó ayer la eliminación del Real Madrid de la Copa del Rey. La alineación indebida de Denis Cheryshev —que estaba sancionado por acumulación de tarjetas en marzo— en el partido de ida contra el Cádiz el pasado 2 de diciembre se ha llevado por delante cualquier posibilidad de levantar este trofeo. El Madrid, a través de un escueto comunicado de dos párrafos publicado en su página web, aseguró que acudirá a la justicia ordinaria con la intención de revocar la decisión. “El club respeta pero no comparte esta resolución del Tribunal y por eso comunica su decisión de ir a la vía contencioso-administrativa, al margen de otras posibilidades legales”.

La decisión aprobada por el TAD, presidido por Enrique Arnaldo, es el último escalón deportivo de un proceso judicial que comenzó el 4 de diciembre, cuando el juez único de Competición —dependiente de la Federación— eliminó a los de Rafa Benítez. La resolución del Tribunal, de 22 páginas, destaca que ha adoptado esta decisión una vez que ha podido “analizar los argumentos de las partes, el conjunto de las pruebas, la normativa y la legalidad vigente”.

Comunicado del Real Madrid

El Tribunal Administrativo del Deporte ha desestimado el recurso presentado por el Real Madrid C. F. contra las resoluciones dictadas por los órganos disciplinarios de la Real Federación Española de Fútbol en relación al partido de ida de dieciseisavos de final de la Copa de S. M. el Rey.

El club respeta pero no comparte esta resolución del Tribunal y por eso comunica su decisión de acudir a la vía contencioso-administrativa, al margen de otras posibilidades legales, que se encuentran en estudio.

Uno de los argumentos recurrentes del Real Madrid en todos sus recursos, y repetido por el propio presidente, Florentino Pérez, es que nadie le había notificado a Cheryshev la sanción. Como pruebas presentó una declaración del propio jugador y un correo electrónico del presidente del Villarreal —equipo en el que estaba cedido la temporada pasada cuando acumuló las tarjetas—, pero ninguna de las dos ha sido válida para el TAD. La primera porque, tal y como determina la resolución, “no puede dejarse en manos del sancionado la eficacia de la sanción”. Y la segunda, porque en el mail, el máximo dirigente del equipo castellonense “manifiesta solo la ausencia de responsabilidad de su club”.

Pese a que el Comité de Apelación ya rechazó el 10 de diciembre que la notificación a Cheryshev no tiene que ser exclusivamente personal, sino también a través del club, el Real Madrid incidió en esta idea ante el TAD. Con lo que no contaba, según argumenta la sentencia, es que el futbolista estableció en su ficha federativa como lugar de las notificaciones el domicilio del Villarreal. “Parece que el autor y destinatario está identificado, a pesar de que la fórmula utilizada no haya sido la más conveniente”, razona el Tribunal.

Las alegaciones del conjunto madrileño iban también dirigidas a demostrar que la Federación Española nunca le envió un comunicado en el que le detallara la situación de Cheryshev. Ante esta acusación, la resolución califica de “irrelevante” este hecho y va un paso más allá: “No existe norma que obligue a la Federación a hacer comunicaciones individuales a los clubes sobre las sanciones de los jugadores”.

Al margen de este argumento, el TAD tira de las orejas al Real Madrid cuando apela a su desconocimiento. En el texto detalla que tanto el Registro de sanciones como en la web de la Federación se publican los castigos impuestos. “Parece ser que no consultó ninguno de ellos, y de las consecuencias de esta omisión solo el club puede ser responsable”, determina.

En un intento por sostener sus alegaciones, el Madrid puso como ejemplo de otras sanciones que habían sido anuladas el caso de una futbolista que había sido identificada erróneamente. La justicia deportiva entiende que la situación resulta incomparable debido a que la jugadora nunca llegó a ser sancionada definitivamente, como sí le ocurrió a Cheryshev —la Federación publicó el 6 de marzo una resolución en la que determinaba un partido de suspensión por acumular tres tarjetas amarillas en la Copa del Rey—.

El Cádiz, legítimo

El Real Madrid esgrimía también que un equipo que milita en la Segunda B, como es el caso del Cádiz, carece de legitimidad para denunciar a otro de Primera. El TAD no se detiene especialmente en desarrollar por qué descarta esta consideración, presentada en su momento ante el Comité de Apelación, pero es tajante. “Dada la claridad de los preceptos y la naturaleza de la Copa del Rey, este Tribunal acepta la argumentación que hace Apelación”.

Mientras el Cádiz prepara su compromiso de ida de los octavos de Copa contra el Celta el próximo 7 de enero, el Real Madrid continuará con su batalla legal en los tribunales ordinarios. A diferencia de los plazos marcados por la justicia deportiva, la vía de lo contencioso-administrativo tiene visos de dilatarse en el tiempo. Imposible predecir cuándo tomará una decisión, pero el tiempo medio de las causas no baja de los 12 meses.

Florentino Pérez no se pronunció ayer sobre este último varapalo, algo por lo que sí optó cuando el conjunto andaluz denunció al Madrid por alineación indebida y para ratificar en su puesto de entrenador a Rafa Benítez.

Más información