Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Las Palmas frena la racha del Málaga

Ambos equipos aceptan el justo empate tras un duelo no demasiado lúcido pero intenso

El Málaga llegó a Gran Canaria con el aura de los equipos en racha, habiendo descodificado la propuesta de Javi Gracia y tras cuatro victorias seguidas. Pero la Unión Deportiva Las Palmas parece haber cogido el ritmo de la competición y aunque a veces desentone, ha aprendido a salvar situaciones. Con Quique Setién es un equipo más sólido. Acabó con la racha del club andaluz que se vio abajo en el marcador, gracias al gol de Tana, y acabó empatando el encuentro (1-1), con una buena jugada que remató Roque Santa Cruz. El Málaga cierra la primera vuelta en la mitad de la tabla y Las Palmas tres puntos por encima del descenso.

Las Palmas, 1 - Málaga, 1

Las Palmas: Javi Varas; David Simón, Aythami, Garrido, Dani Castellano; Roque, Vicente Gómez; El Zhar (Valerón, min. 84), Tana (Willian José, min. 81), Jonathan Viera; y Araujo (Wakaso, min. 70).

Málaga: Kameni; Rosales, Albentosa, Weligton, Boka; Juanpi (Duda, min. 58), Camacho, Recio, Chory Castro (Fornals, min. 76); Duje Cop (Ontiveros, min. 87) y Santa Cruz..

Goles: 1-0. M. 51. Tana. 1-1. M. 72. Santa Cruz.

Arbitro: Iglesias Villanueva Amonestó a David Simón, Roque, Araujo, Dani Castellano y Wakaso, Camacho, Boka, Recio y Duda.

Estadio de Gran Canaria, unos 21.760 espectadores.

Diez minutos habían pasado cuando en un error defensivo, David Simón cedió su marca y cometió una falta en la frontal. La chutó con violencia Recio, repelió Javi Varas como pudo para mandarla después a las nubes Roque Santa Cruz. Fue la primera del delantero que llevó peligro al área canaria. Otros fallos posteriores de David Simón enfadaron al respetable, que empezó a murmurar cada vez que la tocaba el lateral amarillo. Chory Castro aprovechó esta circunstancia para sacudir el campo por la parte derecha.

Llegaba el equipo amarillo al área andaluza, pero merodeaba su frontal sin saber qué hacer. Optaba por paredes cortas en una selva de piernas que hacía vulnerable el tránsito del balón. Hubo un largo periodo de fútbol feo. De sucesivos golpeos con la cabeza hasta que el balón llegaba llorando a algún área para que Varas o Kameni la patease a campo contrario y otra vez a empezar. Un fútbol prescindible, plagado de imprecisiones que condujeron al bostezo colectivo hasta el final del primer tiempo.

Santa Cruz la tuvo nada más comenzar el segundo tiempo con un remate mal dirigido y sin fuerza, cuando se encontraba en posición franca para anotar. Pero el gol cayó del otro lado. En una jugada de ataque de Las Palmas, filtran un balón a Sergio Araujo que la dejó sutil para que Tana la cruzase desde fuera del área junto al palo con un buen disparo. Tercer tanto en tres jornadas del canterano amarillo, que comenzó la temporada aislado con Paco Herrera y al final de la primera vuelta se presenta como destacado y titular indiscutible.

Llegaron las coces, patadas y tarjetas del árbitro, Ignacio Iglesias Villanueva que mostró 9 amarillas. Entre todos hicieron bronco un partido que ya de por sí estaba trabado. Entre tarjeta y tarjeta, Setién retiró a Araujo del tapete y poco después Roque Santa Cruz finalizó una profunda jugada del Málaga para llevar el empate al marcador. Sucedió en una jugada que el Málaga repite con tenacidad. Balón desde la medular a Santa Cruz, que la logra tocar para habilitar a algún compañero que se la devuelva en carrera o la sirva para el remate. La asistencia fue de Duje Cop, insistente en ataque y con fuerza en defensa.

De ahí al final, intercambio de golpes en vano. Los cambios pasaron inadvertidos y el partido fue enmudeciendo su grito hasta acabar con un suspiro, de alivio o cansancio. Quizás de aceptación por parte de ambos equipos.