La Audiencia Nacional cita a declarar a Neymar como investigado

El delantero y su padre comparecerán el 2 de febrero, un día después que Rosell y Bartomeu

El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata ha citado a declarar para los días 1 y 2 de febrero, en calidad de personas investigadas y a petición de la Fiscalía, al jugador del FC Barcelona Neymar Da Silva Santos Junior, a sus padres, al actual presidente del club, Josep María Bartomeu, y a su antecesor, Sandro Rosell. Las citaciones se producen dentro de la investigación abierta en la Audiencia por estafa y corrupción entre particulares por los contratos firmados entre el Barcelona y el Santos para el fichaje del delantero brasileño.

Neymar está citado para declarar en la Audiencia Nacional el 2 de febrero, a las 10.00. Su padre (Neymar Da Silva Santos) deberá comparecer a las 11.00, y su madre (Nadine Gonçalves Da Silva Santos), a las 12.30. Rosell y Bartomeu están citados el día anterior; el primero a las 10.00 y el segundo a las 11.30. De la Mata también ha citado como investigados los días 1 y 2 de febrero a los representantes del FC Barcelona, del Santos y de N&N Consultoría Esporteiva y Empresarial, además de a los dirigentes del club brasileño en la época de los hechos Luis Álvaro de Oliveira Rivero y Odilio Rodríguez Fliho.

En el mismo auto, el titular del Juzgado Central de Instrucción 5 cita para declarar como testigo al vicepresidente económico del Barcelona, Javier Faus, para el 2 de febrero a las 13.30.

La querella por supuesta estafa y corrupción entre particulares en el fichaje la presentó la empresa que tenía el 40% de los derechos federativos de Neymar antes de que el Santos lo traspasara al Barcelona. Esta empresa, denominada Dis-Deportes y Oranizaçao de Eventos, asegura haber sufrido un perjuicio económico por el contrato que firmaron en 2011 el delantero y su padre con el Santos y el Barcelona para garantizar el traspaso a cambio de 40 millones. El magistrado, que rechaza en su auto varias de las diligencias propuestas por DIS, entiende que las solicitadas por la Fiscalía resultan "pertinentes, necesarias y proporcionadas" para esclarecer los hechos.

Al admitir la querella, el juez De la Mata acogió la tesis de la empresa brasileña que tenía los derechos sobre el delantero hasta que llegó al Barcelona y que denunció que el contrato entre el jugador, el Santos y el Barça le impidió poner a Neymar en el mercado y obtener mayor beneficio económico por su traspaso. La Audiencia cree que existen indicios de que el Barça y el Santos "simularon varios contratos" por medio de los cuales "se podría estar disfrazando el pago por la transmisión de los derechos federativos" de Neymar, "fingiendo otros conceptos irreales y con claro perjuicio" para la empresa Dis-Esportes.

"Si el club Santos hubiera percibido del Barcelona una cantidad superior a los 17.100.000 declarados por el traspaso de Neymar Junior sin el conocimiento de la querellante (la empresa Dis-Esportes), podría caer en la órbita del derecho Penal, al no constituir un mero incumplimiento civil, sino una posible infracción criminal", advirtió la sección cuarta de la Sala de lo Penal al rechazar los recursos de Neymar y el Barcelona contra la querella. La investigación de la Audiencia ha cifrado en 83,3 millones de euros el importe real del fichaje.

Esta causa se suma a la que se juzgará en la Audiencia de Barcelona sobre los delitos fiscales derivados del fichaje del brasileño.

Más información