Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Luis Enrique: “El calendario es atroz”

El técnico del Barcelona define así la acumulación de partidos, al tiempo que espera que no les afecte a sus jugadores ahora que se miden al Málaga. Neymar es baja

En época de traspaso pocas cosas se le pueden preguntar al técnico Luis Enrique porque no entrar a valorar los rumores ni las opciones. Le cansa, de hecho, la repetición de las mismas y ayer, en la ciudad deportiva del Barcelona, despachó las cuestiones de forma lacónica y hasta seca, también con cierta sorna. No quiso hablar de lo que se saliera del guion del fútbol puro y la rueda de prensa se finiquitó en apenas 15 minutos, por más que le formularan 16 preguntas. Aunque sí que definió el calendario de la temporada como “atroz”, consciente de que su equipo disputará un total de 10 encuentros durante este mes, uno cada tres días.

“Espero que la exigencia del partido del Athletic en Copa no afecte. Es un calendario atroz pero es el que tenemos, y exige al máximo y obliga a estar preparados siempre. Pero no solo a nosotros, sino a todos los que tienen la Copa y juegan un partido duro esta semana. Tenemos que aceptarlo y dar nuestra mejor versión”, convino el entrenador del Barcelona. No se quejó sino que definió la situación, del mismo modo que también aceptó los partidos y sus horarios como llegan. “¿Puedo hacer algo? No, ¿verdad? Pues nosotros con presentamos una hora y media antes del partido, cumplimos”, sentenció. Tampoco le prestó, en cualquier caso, mayor importancia a sumar este sábado su décimo encuentro a las 16.00, horario que según los profesionales es incómodo por cambiar los hábitos de la comida. “Enfrente hay otro rival que también juega. Y en Italia se juega a las 15.00 y no veo a nadie flagelarse”, resolvió.

El peligro del Málaga

Le toca al Barcelona medirse con el Málaga de Javi Gracia, que le ha sabido buscar las cosquillas en los últimos tres encuentros: un empate a cero y una victoria por la mínima para cada equipo. “Es uno de los rivales que más nos ha costado en estos dos años. Nos ha generado ocasiones de gol, problemas para atacar nosotros… Y es un partido vital para seguir dependiendo de nosotros”, reflexionó Luis Enrique, que elogió a su compañero de profesión: “A Javi lo conozco muy bien porque fue compañero en la selección española sub-21. Y como entrenador es meticuloso y sabe hacer cosas para afectar a nuestro juego”. Ocurre que el Málaga, para cuadrar las cuentas, ha vendido al delantero Amrabat y fichado al Chory Castro. “Amrabat era su jugador más determinante y el que más desequilibrio ofrecía. Es una baja importante. Pero no creo que el Málaga vaya a cambiar su propuesta”.

Cerrado el capítulo del encuentro, a Luis Enrique ya no le interesó la rueda de prensa. “No es un condicionante para nada que Neymar y Mascherano lleven cuatro amarillas”, expuso sin mayor explicación. “No entro a valorar rumores, sería muy aburrido”, replicó cuando le cuestionaron por la posibilidad de que el Madrid tentara a Neymar. “No tengo la sensación de que entren a Neymar para desquiciarle”, zanjó sobre las patadas recibidas ante el Athletic. “No existe ningún tipo de malestar con los árbitros”, incidió después. Y tiró de ironía cuando le preguntaron por las palabras de Busquets sobre el colegiado González González, que remitían a que apenas daba diálogo y tenía un criterio dudoso. “Oigo mucho diálogo dentro, fuera del campo, en la playa, en el bar, en el supermercado… Las conclusiones de todos los protagonistas son para tener en cuenta y luego ya que cada uno saque las suyas”, dijo.

Aunque sí que quiso explicar la situación del mercado azulgrana, sin dar nombres ni pistas. “Estoy cero preocupado y cero pendiente. Sabemos lo que queremos y en qué condiciones. Si se puede, perfecto. Si no, no pasa nada. No vamos a cambiar un ápice”. Del mismo modo, confirmó que el club busca una salida en forma de cesión para Douglas.

Con Messi y Mathieu recuperados de sus pequeñas lesiones musculares –se espera el alta para mañana por la mañana-, el Barça compite en Málaga mañana. Justo lo que le gusta a Luis Enrique. Aunque ya se sabe que para el encuentro no estará Neymar, que acudió ayer a la ciudad deportiva pero no se ejercitó con el resto de sus compañeros. Resulta que tiene molestias en el isquiotibial de la pierna izquierda.