Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Un espléndido Pau Gasol y los Bulls echan leña al fuego en Cleveland

La derrota de los Cavaliers (83-96) aviva la polémica por la destitución de Blatt | Minnesota, con una notable actuación de Ricky Rubio, sorprende a Memphis (106-101)

Los Cavaliers continúan siendo los líderes de la Conferencia Este, aunque no lo parezca por la serie de acontecimientos que se han desencadenado durante los últimos días. Los Bulls, con un Pau Gasol en estado de gracia, echaron más leña al fuego al vencer en el Quicken Loans Arena (83-96) en plena controversia por la fulminante destitución, el viernes, del entrenador del equipo, David Blatt.

CLEVELAND, 83; CHICAGO, 96

Cleveland Cavaliers: Irving (11), LeBron James (26), JR Smith (18), Love (14), Mozgov (6) –equipo inicial-; James Jones (0), Dellavedova (5), Tristan Thompson (1), Shumpert (2) y Mo Williams (0).

Chicago Bulls: Rose (12), Butler (20), Snell (2), Gibson (15), Pau Gasol (25) –equipo inicial-; Brooks (0), Mirotic (17), Moore (0), McDermott (3) y Portis (2).

Parciales: 14-21, 25-23, 19-28 y 25-24.

Quicken Loans Arena de Cleveland. 20.562 espectadores.

El mal ambiente en la plantilla de los Cavaliers se había larvado hace tiempo, pero los hechos se precipitaron tras su abultada derrota, el lunes, ante los Warriors. Las victorias ante Brooklyn y ante los Clippers no evitaron la destitución del primer entrenador que tras una larga y exitosa carrera desembarcó en la NBA hace un año y medio. Muchos colegas de Blatt, desde Rick Carlisle (Dallas), hasta Gregg Popovich (Spurs), elogiaron a Blatt por la labor que venía realizando.

Nunca un equipo de la NBA había destituido a un entrenador con tan buenos resultados mediada una temporada. Los Cavaliers jugaron la final el año pasado y la perdieron ante Golden State y esta temporada lideran la Conferencia Este con 30 victorias y 11 derrotas. El estreno de Tyronn Lue como primer entrenador no pudo ser más descorazonador. Los Bulls, que llevaban una mala racha con seis derrotas en sus últimos ocho partidos, reaccionaron gracias al espléndido partido que cuajó Pau Gasol. El pívot español lideró a su equipo en los tres principales apartados estadísticos con 25 puntos, 10 rebotes y 6 asistencias. Junto a él, destacaron Buttler, con 20 puntos y 9 rebotes, y Mirotic, que se rehízo después de una serie de malas actuaciones, y sumó 17 puntos y 6 rebotes.

MINNESOTA, 106; MEMPHIS, 101

Minnesota Wolves: Ricky Rubio (15), Wiggins (19), Prince (6), Garnett (2), Towns (14) –equipo inicial-; Dieng (2), Muhammad (25), LaVine (5), Bjelica (2), Kevin Martin (11) y Pekovic (5).

Memphis Grizzlies: Conley (9), Courtney Lee (8), Barnes (13), Randolph (7), Marc Gasol (17) –equipo inicial-; Jeff Green (11), Chalmers (19), Jamychal Green (4), Carter (8) y Hollins (5).

Parciales: 20-25, 37-21, 27-28 y 22-27.

Target Center de Mineápolis. 15.608 espectadores.

LeBron James, que está en el ojo del huracán ya que se le considera el principal instigador de la destitución de Blatt por más que declarase que le sorprendió tanto como al que más, rozó un triple doble con 26 puntos, 13 rebotes y 9 asistencias. Su porcentaje de tiro, en cualquier caso, fue malo, con un 11 de 27. JR Smit aportó 18 puntos, pero igualmente falló muchos tiros. Y la aportación del banquillo de los Cavaliers fue muy escasa.

Minnesota, penúltimo en la Conferencia Oeste y que sumaba 15 derrotas en sus últimos 17 partidos, sorprendió al vencer a Memphis (106-101). Ricky Rubio completó un espléndido partido, sobre todo en la primera parte. A pesar de sus problemas en el tiro, con un 2 de 7, concluyó con 15 puntos, gracias a un 11 de 13 desde la línea de tiros libres, además de 12 asistencias, 6 rebotes y 3 robos de balón. Muhammad, que acaba de cumplir 23 años y es otra de las esperanzas de futuro del equipo, sumó 25 puntos y Wiggins, número uno del draft de 2014, 19.

Los Grizzlies fallaron estrepitosamente en el segundo cuarto (37-21) y de nada les sirvió ganar los otros tres. Marc Gasol, en su duelo con Towns, sumó 17 puntos, pero solo pudo capturar 2 rebotes. Chalmers, con 19 puntos, fue el único que estuvo inspirado en el ataque de los Grizzlies, que perdieron una buena ocasión para alargar la racha de cuatro triunfos con la que comparecieron en Mineápolis.

Los Hornets resolvieron su partido ante los Knicks en el tercer cuarto, en el que consiguieron una ventaja de 19 puntos (13-32) y encarrilaron su triunfo final por 97-84. Carmelo Anthony tuvo que retirarse antes de tiempo, aquejado de dolor en la rodilla izquierda, la misma de la que fue operado hace casi un año. Los Knicks han perdido cuatro de sus últimos seis partidos y los dos que ganaron, ante Utah y Philadelphia, lo hicieron tras prórrogas.

La defensa de los Knicks se vio superada por los jugadores exteriores de los Hornets. Walker y Lin anotaron 26 puntos cada uno, y entre ambos sumaron 19 desde la línea de tiros libres, mientras que Hairston aportó otros 20 puntos. Carmelo Anthony solo pudo contribuir con 9 puntos y el máximo anotador de los Knicks fue Derrick Williams, con 19.

Porzingis sumó 13 y Calderón, 6 puntos, 4 rebotes y 7 asistencias. Los Knicks dejaron escapar una buena oportunidad para vencer porque los Hornets no pudieron contar con Batum, Zeller, Lamb, Jefferson y Kidd-Gilchrist, todos ellos lesionados.

CHARLOTTE, 97; NUEVA YORK, 84

Más información