Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

El legado de los hermanos Tena Garduño

Durante 43 años, tres hermanos han estado presentes en el fútbol mexicano, ya sea como futbolistas o como entrenadores. Ellos son Alfredo, Luis Fernando y Francisco

El apellido Tena Garduño pesa en el fútbol mexicano desde hace 43 años. Los hermanos Alfredo, Luis Fernando y Francisco han dirigido a 10 de los 18 equipos de la liga mexicana. Alfredo, el Capitán Furia, fue un defensa central férreo en el Club América; Luis Fernando dirigió a la Selección de México en 2012 y consiguió la medalla de oro; Francisco forjó a dos buenos futbolistas mexicanos: Diego Reyes y Raúl Jiménez.

Luis Fernando (58 años), el hermano de en medio, dirige al Club León en reemplazo del argentino Juan Antonio Pizzi, quien fue elegido para dirigir la Selección de Chile. En su partido debut perdió 1-2 ante Monarcas de Morelia, un club al que también ha dirigido y que el pasado domingo consiguió su primera victoria al conseguir el triunfo ante las Chivas de Matías AlmeydaLuis Fernando es el último técnico que hizo campeón de liga a Cruz Azul en el Torneo Invierno de 1997. Después de él, el desierto. Ya son 18 años de sequía para Los Cementeros.

En total ha sido Director Técnico de siete clubes: Cruz Azul (1994-1996, 1997-2002 y 2014-2015), Tecos de la Universidad Autónoma de Guadalajara (1996-1997), Morelia (2000-2001), Santos Laguna (2002-2003), Jaguares (2005-2006 y 2009-2010), América (2006-2007) y León desde febrero.

En agosto de 2012 el nombre de Luis Fernando Tena quedó escrito en letras de oro. Comandó a 18 mexicanos en los Juegos Olímpicos de Londres 2012 para ganar la máxima presea para un equipo de fútbol mexicano.

Su hermano mayor, Alfredo (59 años), debutó como jugador del Club América en 1973, su apodo, Capitán Furia, se lo ganó por su violencia como defensor. Como jugador alzó seis títulos de la liga mexicana y como entrenador consiguió dos, con el Santos Laguna y el Club de Fútbol Pachuca.

En noviembre de 2012, Alfredo viajó rumbo a Barcelona. Javier Aguirre le propuso ser su auxiliar técnico con el Espanyol, equipo que peleaba por no descender a Segunda División. La furia se hizo presente y lo evitaron. “No es lo mío, pero creo que esa experiencia en España, aunque sea de auxiliar, me hará crecer", declaró en una entrevista a Televisa Deportes.

Francisco, el hermano menor, es el que menos fortuna ha tenido en el mundo del fútbol. Dirigió a los equipos juveniles Sub-17 de América desde 2007 hasta 2012. Le tocó ser entrenador de Diego Reyes, jugador de la Real Sociedad, y de Raúl Jiménez, ex del Atlético de Madrid y actual jugador del Benfica. 

Los hermanos Tena han estado presentes en 12 equipos mexicanos -10 de los 18 de la actual temporada- y su apellido es parte de la historia del fútbol patrio.