Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

El Manchester United pierde 2-1 en Sunderland y se aleja de la Champions

El equipo de Van Gaal se queda, con un partido más, a seis puntos del cuarto clasificado

El Sunderland ha sorprendido este sábado al Manchester United en casa (2-1) y ha logrado un triunfo clave en su lucha por la salvación en la Premier inglesa de fútbol, a la vez que aleja todavía más a los irregulares Diablos Rojos de los puestos de Liga de Campeones. El Sunderland mantiene vivo el sueño de la permanencia y se coloca a solo un punto de la salvación, mientras que el United se mantiene, con un partido más que sus rivales, quinto a seis puntos de los puestos de Liga de Campeones.

Louis van Gaal recuperó al francés Morgan Schneiderlin en el centro del campo y apostó nuevamente arriba con el tridente formado por Juan Mata, Anthony Martial y Wayne Rooney.

El Sunderland del experimentado Sam Allardyce, que llegaba al encuentro después de rescatar un punto en la última jornada ante el Liverpool en Anfield (2-2), alineó a cuatro de sus fichajes de invierno: los defensas Lamine Koné y Jan Kirchhoff, el centrocampista Wahbi Khazri y el delantero Dame N'Doye. Fue una de las caras nuevas, Khazri, llegado procedente del Girondins de Burdeos, el que adelantó a los Black Cats a los tres minutos de encuentro en una falta botada desde el costado izquierdo que no encontró rematador y se coló mansa en la portería defendida por el español David de Gea.

Empataron los visitantes al filo del descanso, merced al joven internacional francés Anthony Martial: el exjugador del Mónaco empujó a la red un rechazo tras un disparo de Mata después de una gran jugada colectiva en la frontal del área. Poco antes, el lateral del United Matteo Darmian, lesionado, tuvo que ser sustituido por el joven canterano Donald Love. Tras el partido, Van Gaal confirmó en rueda de prensa que el italiano tiene el hombro dislocado y que estará de baja "varias semanas".

En la segunda mitad mejoraron los locales, que se fueron a por el partido y finalmente consiguieron el tanto de la victoria a poco menos de diez minutos para el final. En el minuto 82, Khazri botó un saque de esquina, De Gea no salió, Chris Smalling perdió a su marca y Koné, solo en el área pequeña, remató de cabeza al fondo de las mallas para subir el definitivo 2-1 al marcador del Stadium of Light.

Pese a que Van Gaal introdujo al joven delantero Will Kane en lugar de Schneiderling buscando el tanto del empate, éste no llegó y el United ha sufrido su segunda derrota en los últimos diez encuentros en todas las competiciones.