Selecciona Edición
Iniciar sesión

Gales e Irlanda salvan el orgullo de la vieja guardia

El ‘XV del Dragón’ logra ante Italia su victoria más abultada (67-14) y los vigentes bicampeones se imponen a la emergente Escocia (35-25)

El escocés Davies anota un ensayo. AFP

Gales e Irlanda, campeones en las últimas cuatro ediciones del Seis Naciones, han cerrado con buena nota un torneo que contaba en las vitrinas inglesas desde el pasado domingo. El XV del Dragón se ha asegurado la segunda plaza con su victoria más abultada en la historia del torneo (67-14) ante Italia, que suma su undécima Cuchara de madera tras caer en todos sus encuentros. Mientras, Irlanda ha sometido (35-25) a la peligrosa Escocia de Vern Cotter y despide con dos triunfos la edición en la que defendía el bicampeonato. Inglaterra cierra el torneo a partir de las 21.00 en París en busca del Grand Slam (vencer todos los partidos).

Como Gales, Irlanda llegaba con la continuidad como gran argumento. Huérfanos de su retirado capitán Paul O’Connell, les ha faltado ataque y liderazgo en los finales apretados ante el XV del Dragón (16-16) y Francia (10-9). Ha recuperado la eficacia en la última jornada el cuadro irlandés, disciplinado con el balón y clínico a la hora de castigar el error ajeno con su delantera y el pie de Jonathan Sexton. El tercera Jamie Heaslip, brillante ante Italia, ha terminado el torneo en alza con otra actuación meritoria y sus compañeros han recordado el poderío en el maul que les hizo dominadores globales en 2014. Si Francia no vence a Inglaterra, Irlanda terminará el torneo en tercera posición.

La transformación de Escocia en el pasado Mundial, de equipo plano y rocoso a otro más atrevido pese a sus imprecisiones, ha tomado cuerpo en este Seis Naciones. El XV del Cardo ha sucumbido en Dublín por sus imprecisiones, concretadas en ocho golpes de castigo cometidos en el primer acto y 10 minutos en inferioridad que le valieron un parcial de 12-0 del que ya no se recuperaría. No por ello deja de prometer su juego ofensivo y su estelar zaguero Stuart Hogg, autor de una meritoria cabalgada que valió el primer ensayo visitante. Su capitán, Greig Laidlaw, se ha convertido en el tercer escocés en anotar más de 500 puntos con la selección antes de enzarzarse con Devin Toner y desatar un final lleno de encontronazos evitables.

Italia despide ciclo con la ‘Cuchara de madera’

En el primer encuentro de la jornada, Gales ha logrado su décimo triunfo seguido ante Italia en el Seis Naciones. Afianzados por un temprano ensayo de Rhys Webb y un parcial de 10-0 en los diez minutos que jugó con uno más, los locales eliminaron cualquier ápice de suspense al descanso (27-0) antes de abultar el tanteo en una segunda parte rota con una cuenta final de nueve ensayos. El XV del Dragón, apartado del título por su tardío despertar ante Inglaterra, puede sonreír por la consagración de su apertura Dan Biggar y el físico de George North. El ala, estelar en el último lustro pese a sus escasos 23 años, ha olvidado las conmociones cerebrales que le lastraron en el pasado y va a más en el tramo final de los partidos.

Los italianos sufrieron la versión más mortífera del 14 gales en el último encuentro del francés Jacques Brunel tras cinco años como seleccionador. Con él ha vivido Italia progresos notables, como los triunfos ante Francia e Irlanda en 2013. Desde entonces, tan solo una victoria en los tres siguientes años, con una generación de retirada sin aparente recambio. Pese a la labor de Gonzalo García, que posó el oval en su ensayo y al propio compañero en otro, Italia acaba colista el torneo por undécima vez en sus 17 ediciones. El gran reto para quien suceda a Brunel será el puesto de apertura. Tommaso Allan, el cuarto número 10 titular en cinco encuentros, tampoco convenció en Cardiff.

Más información