Dos puñaladas por un pique

Samuel Galán, delantero del Alhaurín B, salva de forma milagrosa la vida después de ser agredido por dos rivales, uno de ellos ya detenido, en un partido de la Tercera Andaluza

Los presidentes del Alhaurín y el Palo, a las puertas del Hospital Carlos Haya. EFE

“No me explico por qué ha sucedido esto tan terrible. No había ocurrido nada en el partido salvo el típico pique entre Samuel y el central de ellos. Todo terminó con Samu desplomado en el vestuario en parada cardiaca y con una puñalada en el corazón”. El que habla es Francisco Flores, presidente del Alhaurín de la Torre, equipo de Málaga cuyo filial se jugaba el liderato de la Tercera Andaluza contra El Palo B, equipo de un barrio de la capital malacitana.

Samuel, después de una operación a corazón abierto, salvó la vida de forma milagrosa y está ingresado en el Hospital Carlos Haya de Málaga. Había discutido con el central del Palo en el partido jugado el domingo por la noche en el barrio malagueño. Acabó el choque con triunfo del Palo B (1-0), que le arrebataba el liderato al Alhaurín B en un choque de máxima rivalidad en la Tercera Andaluza. Los jugadores del Palo celebraban el triunfo mientras los del Alhaurín se retiraban a sus vestuarios. Todos menos Samuel. “Entonces vimos que el central lo cogía del cuello y otro lo agredía. Pensamos que le estaban golpeando, pero lo estaban apuñalando para matarlo”, relata a este diario Francisco Flores.

La policía, que recibió la grabación del partido, tiene identificados a los dos agresores. Uno de ellos es el defensa central del Palo B, que se presentó en la comisaría junto a su abogado para entregarse. El otro agresor, que presuntamente asestó las dos puñaladas a Samuel, está siendo cercado por la policía y se encuentra en busca y captura. Según la Subdelegación del Gobierno en Málaga, es también futbolista del Palo B, aunque se encontraba en la grada al no ser convocado para el choque porque no contaba para su entrenador desde hace tres meses. El subdelegado del Gobierno en Málaga, Miguel Briones, ha explicado que se considera a ambos “autores materiales”. “Uno retiene físicamente a la víctima y otro le agrede con arma blanca” y, por tanto, “los dos intervienen en la presunta tentativa de homicidio”, cargo que pesa sobre el primer arrestado, de 20 años.

Samuel sufrió dos paradas cardiacas tras las puñaladas, una en el vestuario y otra en la ambulancia camino del hospital

“A Samuel lo reanimaron en el vestuario el entrenador y algunos de sus compañeros, que tienen conocimientos médicos. Cómo llevábamos una camiseta oscura no veíamos la sangre, pero cuando se la quitamos vimos el corte en tórax”, añade Flores. La rápida llegada de los servicios sanitarios y de la policía fue fundamental para que Samuel saliera adelante. En el vestuario, jugadores rivales del Palo entraron para ayudar al delantero del Alhaurín B.

En la ambulancia, Samuel sufrió otra parada cardiaca antes de ser operado. El delegado del Alhaurín, que acudió a mediar, también recibió una puñalada en el muslo que obligó a darle siete puntos de sutura.

“Estoy roto, todo esto es incontrolable. Ha sido obra de un energúmeno y lo estoy pasando muy mal”, explica Juan Godoy, presidente del Palo, un veterano dirigente deportivo y conocido en Málaga por regentar una marisquería. “Darle dos puñaladas a una persona por nada es algo que no puedo entender”, añade Godoy, cuyo club mantiene unas estupendas relaciones con el Alhaurín. Hace un mes se jugó el partido entre los primeros equipos de ambas instituciones y no ocurrió ningún incidente. Incluso varios futbolistas formados en el Alhaurín forman parte del primer equipo del Palo, que milita en Tercera División y la pasada estuvo en Segunda B.

La agresión a Samuel ha consternado a todo el fútbol andaluz. La Consejería de Turismo y Deportes ha condenado el acto y el propio Palo tiene la intención de expulsar del club a los dos futbolistas presuntamente implicados si se confirma su actuación en los hechos. La Asociación de Vecinos del barrio malagueño también ha denunciado los hechos. Sus vecinos se movilizarán en solidaridad con Samuel.

 

El jugador atacado ya está en planta

R. P.

Samuel Galán, de 24 años, ha tenido una evolución muy positiva después de que fuera operado en la noche del domingo a corazón abierto. “Es muy fuerte y saldrá adelante. Es un toro y ya me ha dicho que está deseando salir del hospital”, destaca el presidente del Alhaurín, Francisco Flores. Samuel, además de futbolista del segundo equipo senior del Alhaurín, es entrenador de los jugadores más pequeños del propio club. En el Alhaurín destacan su buen carácter. “Jamás dio un problema. Es un competidor nato y le gusta ganar, pero no existe nada más”, añade el propio Flores.

Más información