Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Piqué: “Nos va a afectar, pero podemos ir a Madrid y ganar”

El central admite la superioridad de la Juve y afirma: “Se nos hizo una montaña”

FOTO: Los jugadores de la Juve celebran su clasificación en presencia de Piqué. / VÍDEO: Declaraciones de Luis Enrique tras el partido.

Neymar se dejó caer sobre el césped, desolado por la eliminación. El público del Camp Nou llevaba minutos ondeando sus banderas y jaleando a su equipo, agradecido por el esfuerzo de sus jugadores. A pie de campo, Piqué correspondió: “Es una derrota dura, pero que la afición esté cantando así hoy merece ser recordado. Es de las pocas veces que he visto al Camp Nou así en una derrota. Me emociona y me llena de orgullo, pese a la derrota”.

El central resumió: “La Juve es un gran equipo. En líneas generales han sido mejores. Les deseo lo mejor. Creo que pueden llevarse el título. Hemos generado ocasiones al principio, pero poco a poco se nos ha hecho una montaña. Ya sabíamos que era muy difícil”.

Luis Enrique y Messi.
Luis Enrique y Messi. AFP

Esa primera parte de Turín la recordaré por los siglos de los siglos

Luis Enrique, entrenador del Barcelona

Piqué se refirió al próximo compromiso, ante el Madrid, en el que el Barça se jugará sus opciones en la Liga. “Somos humanos y seguro que algo va a afectar [la eliminación]. El domingo viene otro reto, vamos a competir y a intentar ganar. En los últimos años se nos ha dado bien [el Bernabéu] y a pesar de que no estamos en nuestro mejor momento, podemos ir y ganar”.

Luis Enrique encajó la eliminación de su equipo con un punto de serenidad. Triste, admitió, pero orgulloso de sus jugadores, pese a caer por segundo año consecutivo en los cuartos de final de la máxima competición continental. “Me quedo con la actitud y el comportamiento de mis jugadores y el apoyo de la afición hasta el último minuto. Y no hemos podido siquiera ganar el partido, que hubiera sido lo justo”, resumió. “No podría definir la temporada en la Champions con una palabra”, contestó a una pregunta. “Es cierto que tuvimos una primera parte muy pobre en Turín, luego en la segunda estuvimos mejor, aunque nos marcaron otro gol. Eso nos hace quedar fuera. Esa primera parte de Turín la recordaré por los siglos de los siglos. La tendré en mi memoria como algo triste, porque no dimos el nivel. Es lógico que en una competición de este tipo, lo pagues”.

No es fácil controlar las pulsaciones en las jugadas en momentos determinados

Iniesta, capitán del Barça

Respecto al clásico, el próximo domingo en el Bernabéu, el entrenador azulgrana indicó: “Tenemos la opción de meternos en la Liga claramente, en un enfrentamiento contra el rival directo, el primero. Levantarse después de una derrota así es difícil. Pero tenemos el mejor estímulo que puede tener un culer y un jugador del Barça: enfrentarnos a nuestro máximo rival. Será difícil levantar a los jugadores, pero será fácil motivarlos”.

El entrenador asturiano admitió la superioridad del equipo italiano en la eliminatoria. “La Juve ha merecido pasar. Y nosotros, ahora, tenemos que centrarnos en las dos competiciones que nos quedan. Aunque la Juve es un equipo que sabe defenderse perfectamente y gestionar el balón, un gol nos hubiera dado mucha vida y a partir de ahí el partido hubiera cambiado, pudimos conseguirlo e hicimos méritos. De todas formas, hemos tenido fe hasta el final”.

Y sobre el plan que urdió para superar el 3-0 de la ida, explicó: “Lo que pretendíamos era un poco lo que se ha visto. Desde el principio generar muchas ocasiones, por aproximación y con presión máxima al rival. Pero es difícil. Cuando pides tanta intensidad sin balón y conviertes cada situación en uno contra uno, es difícil que aparezca la calma, la lucidez y la serenidad que se precisa. Curiosamente, hemos disparado 14 veces, pero ninguna entre los tres palos”.

Efectuó un encendido elogio de la ambición del Barcelona. “Esa es una de las características de este equipo y de este club. Lo ha sido durante esta última década. Es un equipo hecho para competir, para ganar títulos y para afrontar retos al máximo nivel. Nos ha hecho daño quedar fuera de una competición que es muy bonita para todos. Pero ahora viene un partido clave en la Liga contra el actual líder rival directo y hay que levantarse recuperarse y competir. Estoy orgulloso es estos jugadores que, desde pretemporada, salen a ganarlo todo. Me encanta formar parte de un club que lo ambiciona todo. Nos ponemos la etiqueta de favoritos a cara descubierta”, indicó.

El técnico reivindicó su espíritu: “Yo soy un luchador, igual que mis jugadores, estoy preparado para todo, especialmente para las cosas duras y difíciles. Es que tengo genética asturiana, Pelayo tiene mucho que ver en esto. Me siento más cómodo cuando hay que rebelarse que cuando hay que disfrutar, algo que afortunadamente he podido hacer a menudo en este club. Pero me siento más cómodo en las semanas en que hay guerra”.

Iniesta considera que si el Barcelona hubiera marcado un gol, todo hubiera cambiado. “No es fácil controlar las pulsaciones en las jugadas en momentos determinados. No hemos tenido tampoco esa suerte de marcar en alguna jugada rocambolesca en la que te queda el balón a los pies, o en algún rebote o en algún chut que se ha ido fuera por poco. Ha faltado ese punto de suerte. Ha sido una tarea complicada. No podíamos hacer otra cosa que lo que hemos hecho”. El capitán azulgrana admitió: “Es una decepción, un momento difícil, pero a partir de mañana todo tiene que cambiar. Ahora queremos ganar la Liga, estar ahí hasta el final. Y eso pasa por ganar en el Bernabéu. Y es lo que tendremos que hacer como hemos hecho otras veces. Tenemos la intención de seguir levantando títulos”.

Más información