Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Dongfeng regresa a la Volvo Ocean Race

El equipo participa con una tripulación mixta que incluye a las dos primeras regatistas de esta edición, Carolijn Brouwer y Marie Riou

El Dongfeng durante una navegación entre las islas de Glénan y Groix, en la Bretaña francesa, en marzo de 2017. Ver fotogalería
El Dongfeng durante una navegación entre las islas de Glénan y Groix, en la Bretaña francesa, en marzo de 2017.

El Dongfeng Race Team, equipo chino de la Volvo Ocean Race patrocinado por la empresa Dongfeng Motor Corporation, ha presentado hoy en París la tripulación para disputar la prueba. Esta será su segunda campaña consecutiva en la vuelta al mundo a vela. El patrón francés Charles Caudrelier, 44 años, liderará de nuevo el proyecto, que tiene como objetivo mejorar el rendimiento de su primera participación en 2014-15, donde el equipo superó todas las expectativas al conseguir el tercer lugar en la general.

La tripulación estará compuesta por 12 regatistas de cinco nacionalidades. “Quería un grupo de personas a bordo que pudiera crecer en la diversidad, que nunca se rinda y que también pueda disfrutar de la regata”, comentó Caudrelier durante la rueda de prensa. “Estoy muy contento con el equipo que hemos reclutado y estoy seguro de que estaremos a la altura de lo que se nos pide” añadió el francés.

Dongfeng, que significa viento del Este, es uno de los cuatro equipos (Team Akzonobel, MAPFRE y Vestas 11th Hour Racing) que han confirmado su participación en la prueba, que recorrerá 45.000 millas náuticas -83.000 kilómetros- alrededor del mundo. La edición más larga en los 43 años de historia de la regata será dura, intensa, y con el triple de millas en el océano Antártico que en anteriores ocasiones. Durante nueve meses, los equipos visitarán 11 ciudades en los cinco continentes en una competición que partirá de Alicante el próximo 22 de octubre y pasará por Lisboa, Ciudad del Cabo, Hong Kong, Guangzhou, Auckland, Itajaí, Newport, Cardiff y Gotemburgo antes de llegar a La Haya en junio de 2018.

Para el director del equipo Bruno Dubois, el Dongfen pretende mejorar en esta campaña su impresionante debut. “La clave ha sido servirnos de nuestra experiencia y sumar, no simplemente basarnos en ella”. “Nombrar a Charles Caudrelier como patrón fue lo primero. También hemos añadido nuevos ingredientes, hombres y mujeres con gran experiencia y un deseo de victoria que encaja a la perfección con nuestra filosofía”, ha añadido Dubois.

Experiencia y juventud

El equipo franco chino, que tiene su base de entrenamiento en Lorient, en la Bretaña francesa, participará en esta vuelta al mundo a vela con una tripulación mixta que combina experiencia y juventud. Un conjunto de regatistas que dominan múltiples disciplinas de navegación y que forman un poderoso equipo.

Tripulación Dongfeng

Charles Caudrelier (FRA), patrón
Pascal Bidegorry (FRA), navegante
Stu Bannatyne (NZL), jefe de guardia
Jeremie Beyou (FRA), jefe de guardia
Daryl Wislang (NZL), jefe de guardia
Carolijn Brouwer (NL), trimmer
Jack Bouttell (AUS), proa 
Jinhao Chen ‘Horace’ (CHI), proa 
Kevin Escoffier (FRA), propa
Xue Liu “Black” (CHN), piano
Marie Riou (FRA), trimmer 
Yang Jiru “Wolf”(CHN), piano

El patrón francés, que ya sabe lo que es ganar la regata tras lograrlo con Groupama en 2011-12, contará con la participación de Jérémy Beyou, 40 años, tercero en la última Vendée Globe, que cambiará la navegación en solitario por el desafío por equipos. Beyou, que debuta en la regata, se une a otros dos regatistas con una enorme experiencia oceánica como son los neozelandeses Stu Bannatyne, 46 años, un veterano con siete ediciones de la Volvo Ocean Race y tres victorias a sus espaldas, y Daryl Wislang, 35 años, que ha competido en tres ediciones y ha levantado el trofeo con Abu Dhabi en 2014-15.

El francés Pascal Bidegorry se embarca de nuevo, así como Kevin Escoffier. Bidegorry, ganador tanto de la Transat Jacques Vabre como de la Figaro vuelve como navegante en esta campaña. Bidegorry fue la mano derecha de Caudrelier y una parte muy importante del equipo de meteorología y estrategia táctica. El polifacético regatista oceánico Kevin Escoffier, otro pilar de la pasada edición, vuelve también a formar parte del Dongfeng. Escoffier, además de un fantástico regatista, es un experto constructor naval.

Tras el cambio realizado en la normativa para incentivar la presencia de tripulaciones mixtas el Dongfeng decidió incorporar como tripulantes a las dos primeras regatistas de esta edición, Carolijn Brouwer y Marie Riou. Brouwer, de 43 años, es una de las deportistas holandesas más respetadas. Veterana de dos ediciones de la Volvo OceanRace, compitió a bordo del AmerSportsToo en 2001-02 y del Team SCA en 2014-15. Riou, de 35 años, ha participado dos veces en los Juegos Olímpicos, la última de ellas en Río 2016, y ha ganado cuatro Mundiales de la clase Nacra 17. La francesa debuta en la regata.

Los cuatro últimos tripulantes, todos ellos menores de 30 años, son: los tres regatistas chinos que participaron en la anterior edición y que vuelven al equipo, Jiru Yang, 26 años, conocido como Wolf, LiuXue, 24 años, conocido como Black, y ChenJinhao, 25 años, a quien llaman Horace. A ellos se une el australiano/británico Jack Boutell, 26 años. Las reglas de la regata disponen que todos los equipos deben tener al menos dos tripulantes menores de 30 años a bordo en las 11 etapas de la prueba.

Respaldo económico

El Dongfeng Race Team representará de nuevo los intereses de la vela china, navegando bajo pabellón del país asiático. Este segundo proyecto viene después de los del Team Sanya (2011-12) y el Green Dragon (2008-09), y será la cuarta edición consecutiva en la que la regata haga una parada en China.

El equipo tiene el respaldo económico de Dongfeng Motor Corporation, el fabricante chino de motores que tiene su sede en la ciudad de Wuhan, provincia de Hubei. En el top 500 de la lista Fortune China de 2016, la compañía ocupaba el lugar 81 con unos ingresos de 82.817 miles de millones de dólares, y figuraba en el decimosexto lugar entre las empresas chinas. En los últimos años, grandes empresas chinas, en su momento totalmente desconocidas más allá de sus fronteras, han crecido en el exterior gracias al patrocinio deportivo. En esta edición la organización espera tener 100.000 invitados corporativos para vivir la regata en primera fila, lo que significa que “la Volvo Ocean Race ofrece indudablemente a estas marcas una magnífica plataforma”, señala Dan Parr, consejero delegado de Fast Track Asia, empresa de capital de riesgo que proporciona financiación e infraestructura a start-ups y empresarios. El hecho de que Dongfeng esté de vuelta es un ejemplo de cómo las principales marcas chinas se están dando cuenta del valor de invertir en los deportes globales.

Más información