Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cristiano, el devorador de récords

El portugués, con sus cuatro goles al Malmoe, se convierte en el jugador con más goles en una fase de grupos (11) y en la competición (88)

Cristiano celebra uno de sus goles al Malmoe. / Getty / Vídeo: ATLAS

Anoche, tras la goleada ante el Malmoe, Cristiano Ronaldo se paró a hablar con la prensa. El 11 de marzo de 2015 marcó dos goles ante el Schalke 04 en el Santiago Bernabéu, y se convirtió [en aquel momento] en el máximo goleador de la historia de la Liga de Campeones con 78 tantos. Sin embargo, al abandonar el estadio no quiso atender a los periodistas, molesto, como estaba, por todo lo publicado alrededor de su fiesta de cumpleaños, celebrada tras caer 4-0 ante el Atlético en el Calderón. El portugués aseguró entonces que no volvería a pararse hasta final de temporada, y lo cierto es que después de que concluyera y hasta anoche tampoco es que Cristiano se haya prodigado demasiado. Hasta ayer.

Ante el Malmoe Cristiano volvió a anotar un libre directo 199 días después de su última diana

"Obviamente estoy contento por batir el récord de goles en la fase de grupos de la Champions. Pero lo más importante es que el equipo está mejorando partido a partido", aseguró Cristiano, que tras su póker al Malmoe suma 11 goles [superando los 9 de Luiz Adriano con el Shakhtar Donetsk la temporada pasada], algo que ningún otro jugador ha logrado en la competición. Gracias a este último ramillete, es además el máximo goleador de la historia de la Champions con 88 goles, nueve más que Messi (79), su inmediato perseguidor.

Cristiano celebra uno de sus goles al Malmoe. ampliar foto
Cristiano celebra uno de sus goles al Malmoe. AP

Se explayó el portugués analizando el momento del equipo ["Hay que dar tiempo a la gente para trabajar"], y no repelió ninguna pregunta, incluso las que le cuestionaron sobre su hipotética marcha al París Saint Germain tras su acercamiento con el técnico y el presidente del club francés. "Hablé con Blanc y con Al Khelaifi muchas veces y nadie me vio. Porque cuando la gente me trata bien yo los correspondo", advirtió.

Ante el Malmoe Cristiano demostró que su voracidad goleadora no conoce límites. Lo intentó siempre que pudo, de todas las maneras. Y lo consiguió primero con un lanzamiento directo a balón parado. El portugués golpeó con dureza la pelota, que botó ante los brazos de Wiland, logrando su décimo gol de falta en Europa. Solo Juninho Pernambucano, con 11, le supera en esta especialidad. Cristiano, además, volvió a anotar un libre directo 199 días después de su última diana, ante el Getafe, el 23 de mayo de este año.

Después se colocó dentro del área para remachar un rechazo de la zaga sueca ante un disparo de Isco y firmó el tercer tanto con un remate cruzado que se coló entre las piernas de Wiland. No se quedó ahí el portugués, que esta vez tras un gran pase del malagueño desde la banda derecha envió al balón a la red al más puro estilo de un nueve clásico ["Yo juego más centrado porque es una idea del míster", dijo después]. En total, el portugués remató nueve veces, seis de ellos fueron a portería y cuatro acabaron en el fondo.

Superada la fase de grupos, el Madrid espera ahora rival para octavos, con un Cristiano con las botas afiladas. Y que sigue sin cansarse de acumular récords y más récords.

Máximos goleadores de la Liga de Campeones

1. Cristiano Ronaldo: 88 goles en 121 partidos.

2. Leo Messi: 79 goles en 101 partidos.

3. Raúl: 71 goles en 142 partidos.

4. Van Nistelrooy: 56 goles en 73 partidos.

5. Henry: 50 goles en 112 partidos.

6. Di Stéfano: 49 goles en 58 partidos.

7. Shevchenko: 48 goles en 100 partidos.

8. Eusebio: 46 goles en 64 partidos.

-. Inzaghi: 46 goles en 81 partidos.

-. Benzema: 46 goles en 78 partidos.

Más información